23 sept. 2009


Deja de llorar Lola. Deja de lamentarte por el presente y de añorar el pasado. Que sabes bien que no fue bueno. Pero tu, siempre te empeñas en volver, esa maldita manía que tienes de amar lo peor de ti misma me enerva. En esos momentos suelo detestarte Lola y lo sabes mejor que nadie.

A veces pienso que no hay remedio. Siempre querras en alguna parte de tu ser volver a aquello.


Enciendes un cigarrillo y me miras en silencio, suplicas con la mirada que calle, que no te hable más. Lo sé, no hace falta que me digas nada, entre ambas jamás son necesarias las palabras.
Sonries. Ay, tu sonrisa Lola.

No hay comentarios:

Publicar un comentario